Letanías del Espíritu Santo

El Espíritu Santo se considera una cualidad divina que expresa sabiduría, amor, bondad y belleza. El Espíritu Santo procede de Dios. Es la tercera persona que conforma la santísima trinidad difundida en el catecismo de la iglesia o religión católica.

Letanías del Espíritu Santo

Señor, ten piedad de nosotros.

Cristo ten piedad de nosotros.

Señor, ten piedad de nosotros.

Cristo, óyenos.

Cristo, escúchanos.

Cristo, Padre celestial Ten piedad de nosotros.

Dios hijo, Redentor del mundo, ten piedad de nosotros.

Espíritu Santo que procedes del Padre y del Hijo: Te alabamos y te bendecimos.

Espíritu del Señor, Dios de Israel: Te alabamos y te bendecimos.

Espíritu que posees todo poder: Te alabamos y te bendecimos.

Espíritu, fuente de todo bien: Te alabamos y te bendecimos.

Espíritu que embelleces los cielos: Te alabamos y te bendecimos.

Espíritu de sabiduría e inteligencia: Te alabamos y te bendecimos.

Espíritu de consejo: Te alabamos y te bendecimos.

Espíritu de fortaleza: Te alabamos y te bendecimos.

Espíritu de ciencia: Te alabamos y te bendecimos.

Espíritu de piedad: Te alabamos y te bendecimos.

Espíritu de temor del Señor: Te alabamos y te bendecimos.

Espíritu, inspirador de los santos: Te alabamos y te bendecimos.

Espíritu prometido y donado por el Padre: Te alabamos y te bendecimos.

Espíritu de gracia y de misericordia: Te alabamos y te bendecimos.

Espíritu suave y benigno: Te alabamos y te bendecimos.

Espíritu de salud y de gozo: Te alabamos y te bendecimos.

Espíritu de fe y de fervor: Te alabamos y te bendecimos.

Espíritu de paz: Te alabamos y te bendecimos.

Espíritu de consolación: Te alabamos y te bendecimos.

Espíritu de santificación: Te alabamos y te bendecimos.

Espíritu de bondad y benignidad: Te alabamos y te bendecimos.

Espíritu, suma de todas las gracias: Te alabamos y te bendecimos.

Cordero de Dios Que quitas los pecados del mundo: Perd6nanos, Señor.

Cordero de Dios que quitas los pecados del mundo: Escúchanos Señor.

Cordero de Dios que quitas los pecados del mundo: Ten piedad de nosotros.

Amén.

El Espíritu Santo describe una realidad espiritual que posee dones sobrenaturales diversos.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Subir